la naranja está partida

El 2019 que se nos viene

Publicado en Diario Uno, Lunes 07 de Enero de 2019

Carlos Monge

Publicado: 2019-01-07

El fiscal Chávarry quiso tirarse abajo la investigación Lava Jato, pero la reacción desde la Fiscalía misma, el Poder Ejecutivo, y la ciudadanía, lo hizo retroceder. Derrotados, Alan y Keiko dieron un giro de 180 grados y pasaron a pedir la renuncia de Chávarry el primero, y a apoyar el proyecto de ley de Vizcarra de reforma del Ministerio Público, la segunda. 

Chávarry sigue aferrado al cargo, y desde ahí puede seguir haciendo daño, mientras que la nueva estrategia de Alan y Keiko es mantener todo enredado en las comisiones y subcomisiones del Congreso. Pero para ello dependen de mantener mayoría en el Congreso, algo que está hoy en cuestión porque a Keiko le han ratificado los 36 meses de prisión preventiva y su gente puede escoger abrirse y formar nuevas bancadas.

Mientras seguimos protegiendo la investigación Lava Jato, tendremos también el debate sobre proyecto de emergencia del Ministerio Público propuesto por el Ejecutivo así como la reglamentación e implementación de las reformas constitucionales aprobadas en el Referéndum de diciembre pasado.

Una vez suscrito el acuerdo con Odebrechet, debe llegar al Perú una avalancha de información sobre hechos de corrupción durante los últimos gobiernos y las últimas campañas electorales, que seguramente involucran al íntegro de la clase política y empresarial. Debemos mantenernos firmes en el “caiga quien caiga”, no importa el tamaño ni la orientación política de quienes resulten involucrados en hechos de corrupción.

Luego vendrá el debate sobre las propuestas de nuevas reformas políticas y electorales que presente la Comisión Tuesta, las que podrían generar las condiciones para que las elecciones del 2021 se hagan en condiciones inéditas de transparencia y equidad. Las cúpulas partidarias y sus financiadores ilegales de campañas se opondrán frontalmente a estas reformas. Sacarlas adelante no solo dependerá de que la Comisión Tuesta las incluya y el presidente Vizcarra las proponga al Congreso. Habrá que pelearlas desde la calle.

Y seguirá en la agenda el debate sobre las políticas económicas del presidente Vizcarra, que no se diferencian en nada importante de las que han venido implementando los gobiernos anteriores: atraer grandes inversiones recortando derechos laborales y dando exoneraciones tributarias al gran capital.

Doble reto el que enfrentamos. Firmeza en la lucha contra la corrupción, apoyando sin reparos las medidas del gobierno que vayan en esa dirección, sin lugar para radicalismos que desprecian esta batalla contra las mafias. Y cuestionar las políticas neoliberales que recortan derechos y profundizan la exclusión y la desigualdad, construyendo una estrategia de bienestar alternativa al continuismo neo liberal.


Escrito por

Carlos Monge

Antropólogo e Historiador. Fanático del Alianza Lima y socialista empedernido. Enamorado de Leda, Lucía, Camilo, Frida y León.


Publicado en